El Pleno de la Junta General aprobó hoy una iniciativa del Partido Popular en la que se pide la elaboración de un código ético para la práctica del deporte en Asturias, que fomente los valores de una sociedad tolerante, favorezca el juego limpio y luche contra los actos violentos en las competiciones de la región.

El diputado regional del PP Pedro de Rueda defendió la moción popular y denunció que se trata de algo importante y urgente porque, lamentablemente, cada fin de semana se repiten en las canchas de la región episodios totalmente reprobables de violencia física y verbal.

De Rueda afirmó que también es necesario realizar campañas de concienciación para que el comportamiento ético en el deporte llegue a todas las capas de sociedad, a la vez que advirtió de que el acoso ya se está extendiendo desde el colegio al centro deportivo.

En este sentido, señaló que el contenido de las redes sociales de algunos clubes, con niños desde los seis años, “no tiene nada de educativos”

El parlamentario popular hizo mención a lo que se denomina “tarjeta negra”, es decir, la suspensión de una competición cuando se producen comportamientos antideportivos, y subrayó que las subvenciones se dirijan únicamente a los clubes que fomenten valores.

Pedro de Rueda explicó que en varias comunidades autónomas donde ya se aplica este código ético “se han mejorado los comportamientos y disminuyen los actos violentos: sólo por ello merece la pena contar con un código ético del deporte”.