Cualquier promesa o anuncio que se realice, para que sea creíble, debe estar avalado por una demostración de que, lo que se ha prometido en ocasiones anteriores, se ha cumplido.

Nos encontramos en el último año de la legislatura y, en un debate como este para analizar cómo está nuestra región, cualquier promesa o anuncio que se realice, para que sea creíble, debe estar avalado por una demostración de que, lo que se ha prometido en ocasiones anteriores, se ha cumplido.

No es su caso, presidente. Revise objetivamente lo prometido hasta el día de hoy y su grado de cumplimiento, y verá que no es lo más adecuado, a ocho meses de unas elecciones seguir haciendo promesas como las que hizo ayer.

Creo que lo que toca es hacer balance de lo realizado hasta el momento, analizar la situación real en la que nos encontramos y, - aquí coincido con usted- afrontar aquellas decisiones urgentes e inaplazables que, por el bien de Asturias, debemos adoptar a la mayor brevedad posible antes de que la legislatura toque a su fin.

No voy a obviar que esta legislatura ha estado marcada por dos hechos excepcionales como son una pandemia mundial y una guerra que influyen muy de lleno en la situación económica de nuestra región; pero tampoco se puede obviar que estas circunstancias se han dado en toda España y, a pesar de eso, Asturias tiene una situación peor que la mayoría de las CCAA.

Y en nuestra situación, no puede tratar de ocultar la responsabilidad de su gobierno.

Como tampoco puede el PP evadirse de la realidad y no hacer un análisis exhaustivo de la situación en la que nos encontramos los asturianos.

Una situación muy preocupante que debo poner de manifiesto en un pleno de análisis como este.

Un pleno en el que comenzaré valorando la cuestión que más preocupa a los asturianos y que es, sin duda, el empleo y la actividad económica.

EMPLEO Y FISCALIDAD

Al abordar ayer estos temas, usted obvió decir que, en términos económicos, nuestra región es la que menos ha crecido de España durante los últimos veinte años y, según las previsiones hechas recientemente por BBVA, volverá a ser la que menos crezca en 2023.

Tenemos una tasa de actividad 10 puntos por debajo de la de la media nacional.                                                 

Entre los menores de 25 años es de tan sólo un 24,5% frente al 37,2% de España. Mientras que su tasa de empleo es del 17,3%, muy por debajo del 26,6% nacional y contando únicamente Melilla con peores datos.

Pero eso sí, pese a estos datos tan desfavorables, Asturias es la autonomía en la que más impuestos se pagan de toda España: el Impuesto más alto de Sucesiones y, por consiguiente, la mayor tasa de renuncias; la segunda Comunidad que más paga en concepto de Donaciones, la sexta en Patrimonio, la primera en Trasmisiones, segunda en Actos Jurídicos Documentados o también segunda en lo que al tramo autonómico del IRPF se refiere.

La primera conclusión creo que resulta evidente, presidente: existe una clara correlación entre la elevada presión fiscal que sufrimos los asturianos y los malos datos macroeconómicos y de evolución de la riqueza y del empleo. Algo que creo que todo el mundo ve, salvo ustedes.

Suspende, Presidente, en la gestión del empleo, de la fiscalidad y de la actividad económica.

INDUSTRIA:

Pero, la situación de Asturias no se explica, como es lógico únicamente en base a la presión fiscal, sino que los datos de empleo, teniendo en cuenta que se nos han ido 140.000 jóvenes en las últimas décadas en busca de oportunidades, tienen también mucho que ver con un sector productivo con mucho potencial, pero lastrado una y otra vez por decisiones políticas absolutamente erradas.

Así, en lo que se refiere a nuestro sector industrial, tres años después continuamos sin un Estatuto que ofrezca soluciones a nuestra gran industria. El fiasco de Estatuto aprobado por la ministra Maroto dejó en completa evidencia tanto su falta de influencia en Madrid como el nulo compromiso del Gobierno Central con la gran industria electrointensiva asturiana.

De nuevo su gestión de la situación, de un problema tan importante para Asturias, fue un completo desastre. Y hoy seguimos en la casilla de salida.

Por eso resulta incomprensible que, después de más de un año, el parlamento y la mesa del Congreso de los Diputados, controlados por el PSOE, no haya tramitado la Proposición de Ley aprobada en este parlamento para declarar a  las industrias de alto consumo de energía eléctrica como estratégicas.

No sólo eso si no que el Gobierno central sigue sin destinar al menos el 25% de los ingresos obtenidos por las subastas de CO2 a compensar los costes indirectos, tal y como permite la UE.

Por mucho que usted se esfuerce en presumir de esas ayudas, su gobierno sigue sin alcanzar el porcentaje permitido.

Esta falta clara de apuesta por nuestra industria tiene efectos demoledores para Asturias como la decisión última de Arcelor, de reducir su producción significativamente, algo que, por desgracia, todos veíamos venir.

No sirve de nada sacar pecho con reuniones mediáticas si luego ustedes incumplen los compromisos adquiridos.

Esa falta de defensa de nuestra industria de su Gobierno ante el Gobierno Central se evidencia también en la aceptación injusta del cierre de nuestras térmicas que siguen sin compensar con proyectos alternativos.  Pongan ustedes condiciones atractivas para que lleguen esos proyectos que llevan 3 años anunciando y déjese de culpar a los demás.

Presidente: apoyo a la transición justa, SÍ

Apoyo a la injusta transición socialista, NO

Qué lejos quedan aquellas palabras suyas que decían que no admitiría el cierre de las centrales térmicas sin un proyecto alternativo. En fin.

Y en este contexto tan desfavorable. ¿Qué ha sido de la Alianza por la Industria? Sólo hemos tenido que dejar pasar los meses para demostrar lo que ustedes ya evidenciaron en la primera reunión en la que despreciaron nuestras propuestas por ser discrepantes: que ese mecanismo sería uno más de esa lista de cosméticos que están resultando ser sus propuestas, especialmente, en materia de industria.

Esperemos que el Gobierno, esta vez sí, cumpla con su palabra y la cogeneración pueda acceder a un tratamiento similar al de los productores de energía eléctrica a través de las centrales de ciclo combinado.

Una ineficaz gestión del sector industrial por parte de su gobierno.

MEDIO RURAL

Y si pasamos a analizar la situación del medio rural asturiano, empieza a evidenciarse el papel que juega la administración asturiana en nuestro día a día.

Presidente, la administración autonómica se ha convertido en el principal enemigo de nuestro medio rural. No me encaja que esté en el corazón de sus políticas.

No creo que resulte tan difícil, para un Gobierno, facilitar las cosas: simplemente debe reducir la burocracia, entender los procesos productivos y apoyarlos, y pagar las ayudas comprometidas cada año en tiempo y forma.

No es humano el interminable peregrinar de administración en administración con los documentos bajo el brazo al que tienen ustedes sometido a este sector.     

Unido a esto:

- ni si quiera se está aplicando la Ley de la Cadena Alimentaria nacional, lo que está conllevando, en muchos casos, ventas a pérdidas, que lastran a la industria agroalimentaria. Y ni siquiera han desarrollada la autonómica a pesar de crear mesas y mesas de trabajo de las que ayer presumió usted.

- siguen sin existir ayudas específicas, por ejemplo, para la construcción, y restauración de vivienda rural, con especial atención para los jóvenes. Como llevamos tiempo reclamando desde mi Grupo.

  • Siguen sin garantizar los plazos en los que se va a cobrar la PAC.
  • Y continuamos sin calendarios preestablecidos de forma que el receptor de las distintas ayudas disponga siempre de garantías y la debida seguridad jurídica.

Es inaceptable lo que está pasando con las ayudas al sector ganadero pendientes de pago, cuyo retraso está suponiendo un grave problema de liquidez para los titulares de muchas ganaderías.

Y llegamos a un problema que resulta fundamental para nuestra ganadería extensiva y que usted, presidente, lleva gestionando ineficazmente desde el principio de la legislatura: el del lobo.

Y se lo digo porque antes de llegar a la inclusión del lobo en el listado de Especies Protegidas no puedo obviar que ya ustedes venían haciendo muy mal las cosas: no han sido capaces de cumplir ni un solo año sus propios planes de gestión del lobo.

Y por mucho que usted intente vender su oposición al LESPRE presumiendo de visitas a Bruselas, la realidad es que los socialistas asturianos se han resignado bajándose de la pelea común con otras CCAA que siguen intentando que el lobo salga de la superprotección en la que lo ha incluido el PSOE; eso es de cobardes y merece un muy deficiente en su gestión.

Y generar la expectativa al sector ganadero de un nuevo plan de gestión del lobo, mientras esté superprotegido, es directamente faltar a la verdad y reírse de los ganaderos porque el LESPRE impide que podamos tener un Plan de Gestión por cupos como hasta ahora hemos tenido.

Ya que no se atreven a hacer nada que contradiga al Gobierno central, por lo menos garanticen ustedes la sostenibilidad medioambiental y económica de los cotos de caza mejorando su gestión y eliminando el canon cinegético.

Por otro lado, no es un tema menor la necesidad de analizar la protección de los ecosistemas acuáticos y tampoco lo es la limpieza de nuestros ríos. Porque los ayuntamientos pequeños no tienen capacidad para hacerse cargo y ustedes y el Gobierno Central miran, una y otra vez, para otro lado.

Por último, en materia forestal, le recuerdo, la necesidad imperiosa de limpiar los montes, tanto para el ganado como para evitar incendios, de modificar la Ley de Montes y Ordenación Forestal, y de contar con un nuevo Plan Forestal.

Y siguen pagándose con retraso las ayudas a propietarios forestales y a las empresas de selvicultura.

Como le he dicho: una gestión muy deficiente del medio rural por parte de su gobierno.

TURISMO:

Un tercer sector clave para nuestra economía, además del industrial y el sector agrario, es, y cada vez más, el turístico.

Si bien es cierto que hemos tenido un verano con unos buenos datos de ocupación y de pernoctaciones en nuestra región, no debemos, presidente, caer en triunfalismos, porque, por una parte, la propia patronal OTEA alarmaba hace escasos días sobre el desplome de la rentabilidad, y por la otra, seguimos teniendo un problema muy importante con la estacionalidad.

Estacionalidad que agrava otro problema como es el de la dificultad de encontrar personal cualificado dispuesto a trabajar en el sector.

Por otro lado, es necesario recordar el abandono de su Gobierno a los ayuntamientos en el mantenimiento y la limpieza de las playas.

Asturias en la única Comunidad que no colabora en esta tarea con sus consistorios, lo que pone en riesgo nuestra imagen como un destino turístico de calidad y de excelencia.

En resumen: el turismo necesita más implicación de su gobierno

CULTURA:

En materia de Cultura, presidente, un sector que podría constituirse en una gran industria creadora de empleo y riqueza, si ustedes tuvieran claro en esta materia un modelo de gestión…, pues todo sigue igual.

El reglamento de albergues de peregrinos sin hacer; el escándalo de la Fundación Selgas Fagalde sin aclarar; o las obras de la consolidación del Chao Samartín sin terminar y siendo su proyecto objeto permanente de controversia, con la desaprobación de expertos e instituciones culturales encima de la mesa, pero con la Consejería enrocada.

Mención aparte merece la ampliación del Museo de Bellas Artes, vendida como la gran obra de la legislatura, pero que, sin embargo, a estas alturas, ni el Gobierno de Sánchez ha liberado los fondos para acometerla ni la Consejería está haciendo nada para reclamarlos activamente.

Es evidente que su Consejería de Cultura, una vez que el Partido Popular descubrió el “montaje” que tenían organizado con la oficialidad, se ha desfondado y ya no tiene hoja de ruta.

En paralelo, las ayudas para el sector cultural, gravemente afectado por la pandemia y la actual crisis, no son suficientes para que la mayoría de trabajadores del sector pueda continuar con su actividad con una mínima tranquilidad; es un colectivo compuesto en su mayor parte por autónomos.

¿Cómo es posible que no hayan comenzado a tramitar la Ley de Mecenazgo propuesta por el PP con una proposición de Ley consensuada con gran parte de los sectores culturales de Asturias y aprobada por este parlamento, que ayudaría, sin duda, a definir un buen modelo de gestión para la cultura asturiana?

Se le llena la boca hablando de asturianía y presume de gobernar escuchando a los asturianos y resulta que termina la legislatura y ha sido incapaz de crear y potenciar la marca cultural asturiana y no ha hecho caso de los mandatos del parlamento que representa a todos los asturianos.

Ineficaz gestión de la cultura por parte de su gobierno.

SANIDAD:

Presidente, el deber de un Gobierno no pasa únicamente por generar un marco propicio para el desarrollo económico, sino también por garantizar a los ciudadanos unos servicios públicos de calidad que contribuyan a mejorar su vida y sus posibilidades de desarrollo.

Y la degradación que hemos sufrido de nuestros servicios en Asturias a lo largo de los últimos tres años carece de precedentes.

Y quiero empezar por nuestro sistema sanitario. Porque, vamos a ser claros, Presidente, en esta región se está poniendo todos los días en riesgo la salud de muchos asturianos por la incapacidad de su Gobierno para mantenerlo y dotarlo de medios y, en definitiva, de viabilidad. Sé que es una afirmación dura pero que es la pura realidad.

No puede su Gobierno seguir obviando el colapso de la atención primaria, con muchos centros de salud en Asturias donde resulta ya de por sí un auténtico reto simplemente el hecho de que a uno le atiendan por teléfono.

A esto hay que sumarle el enorme tapón en las primeras consultas con los especialistas, que está retrasando las pruebas diagnósticas que deben hacerse a tiempo para tratar con éxito muchas patologías, especialmente las más graves.

Y pese a esto, las listas de espera han crecido más de un 10% este año. Son los peores datos de nuestra historia, doblando el número de asturianos pendientes de una operación el de gallegos, valencianos o madrileños.

Y la gestión de su gobierno se está limitando, de forma incomprensible, a “parches de choque” que no sirven y que los profesionales achacan, porque así lo denuncian públicamente, a la ausencia de liderazgo y de capacidad de gestión de su Gobierno día tras día.

Asuman que falta personal tanto de atención primaria como de atención especializada, y que el que tenemos se encuentra saturado. Y más sangrante es aún la falta de anestesistas, lo que agrava, aún más, las ya alarmantes listas de espera quirúrgicas.

La Sanidad asturiana necesita, Presidente, un cambio de rumbo urgente que ya sabemos que ustedes no quieren o no saben hacer; porque estamos hablando, ni más ni menos, de la salud de los asturianos.

Es una obviedad: su gobierno está gestionando ineficazmente la sanidad asturiana

EDUCACIÓN:

Si pasamos a hablar de la Educación en Asturias, pasamos a hablar de la ineficacia en palabras mayores.

La educación pública asturiana sigue adoleciendo de una verdadera gestión que vele por los intereses y derechos de la comunidad educativa.

La nueva ley educativa nacional, de por sí sectaria e ideologizada, ha sido recibida por su Gobierno con aplausos, renunciando una vez más, si quiera a matizarla para no molestar a Pedro Sánchez, aunque las carencias y las imposiciones injustas resulten palmarias.

Y una vez aceptada, ni siquiera son capaces de implantarla adecuadamente ya que han esperado a publicar el decreto de Primaria al 12 de agosto y los decretos de Secundaria y Bachillerato, el 1 de septiembre, es decir, a once días de empezar el curso escolar.

A esto se suma que su falta de previsión y de eficiencia les ha llevado a finalizar el plazo dado a los equipos para presentar las programaciones el próximo mes de febrero. Es decir, se dará inicio al curso sin las programaciones que tienen que orientar toda la actividad docente. Una burla al personal docente.

Una muestra más de la ineficacia educativa de su gobierno es lo sucedido con las oposiciones a Maestros: mala baremación, instrucciones rectificadas varias veces, y publicación errónea de los resultados definitivos, con 11 personas que por la mañana tenían su plaza, y horas después, ya no.

Y repitieron el error en la siguiente publicación, la de Educación Infantil. Inconcebible. Y lo peor es que, ante estos hechos su única preocupación fue tratar de minimizar el impacto en la prensa regional, y su reacción, buscar un cabeza de turco y hacerlo dimitir. No le oí ayer pedirles las más mínimas disculpas.

Pero sigo:

- el número de profesores interinos es incompatible con una buena planificación del proceso educativo,

- la FP dual sigue sin ser una realidad porque no ayudan a las empresas en la contratación a los jóvenes.

- los alumnos con necesidades específicas de apoyo educativo no disponen de las horas suficientes de profesorado especializado.

- el centro de educación especial de Latores está saturado y sus instalaciones necesitan reformas urgentes mientras se construyen las previstas; educación especial que ayer ni mencionó.

- Obligan a las familias a comprar libros de texto nuevos, sin poder acudir a los bancos de libros para los cursos de implantación Lomloe y sin habilitar ayudas extraordinarias.

- se niegan a asumir la gestión de los ciclos 0 a 3 años descargando esta competencia impropia en los Ayuntamientos obligándolos a detraer recursos que deberían destinar a otros servicios.

En definitiva, una planificación educativa basada en el sectarismo, la inoperancia y la irresponsabilidad.

Resumiendo: una ineficaz gestión de la educación por parte de su gobierno.                                            

SERVICIOS SOCIALES:

Sumada a la educación y la sanidad, otra cuestión fundamental para muchos asturianos son los servicios sociales. Y quiero comenzar refiriéndome a las personas con discapacidad para denunciar la gran diferencia que existe entre Asturias y el resto de CCAA en el tiempo de su valoración.

Mientras ese tiempo medio de espera para valoración está en los 10,4 meses a nivel nacional, aquí, en Asturias, nos encontramos con un periodo de entre 18 y 24 meses, y con casos en que ese tiempo de espera alcanza los tres años.

Es inasumible.

Y continuo por las residencias del ERA en las que las listas de espera no encuentran solución por parte de su Gobierno. Y, además, sigue faltando personal, lo que deteriora, cada vez más, el servicio que se presta.

Es necesario presupuestar para 2023, algunos puestos de trabajo específicos como fisioterapeutas, podólogos, terapeutas ocupacionales, enfermeras, psicólogos o animadores socioculturales.

Con independencia de ello, es necesario poner en marcha cuanto antes la vital figura del Asistente Personal para facilitar autonomía a muchos mayores; una figura recogida en la Ley de Dependencia desde 2007 y que en Asturias ni si quiera está aún sobre la mesa.

Quiero también incidir en que Asturias está a la cabeza del país en hogares unipersonales. Más de 32.000 mayores asturianos viven solos y, en muchos casos, sin apenas contacto con sus familias. Algo que tenemos que tener muy presente en las administraciones.

Y en lo referente a la integración laboral de las personas con discapacidad, el Gobierno sigue sin dar cumplimiento al decreto 6/2012, al no reservar, al menos, un 7% de las plazas de empleo público para ellos.

A estos ejemplos de ineficacia en la gestión de su gobierno hay que ponerle la guinda con lo que está sucediendo con las ayudas al alquiler: 1 año de retraso para pagar lo correspondiente a 2021, sólo han abonado, de momento, la mitad y sigue sin salir la convocatoria para 2022. Es intolerable.

No se entiende que sacara ayer pecho usted anunciando estas ayudas que son incapaces de gestionar en tiempo y forma cuando estamos hablando de dinero que solicitan aquellos que no tienen recursos para tener una vivienda y los retrasos de su gobierno en el pago de estas ayudas conllevan que los puedan desahuciar.

Para terminar en este ámbito, quiero también recordarles cuestiones importantes que siguen sin abordar:

- un Plan de Estabilidad Financiera para el Tercer Sector asturiano.

- una nueva Ley de Servicios Sociales, que sirva para unificar toda la legislación existente en la materia, de forma adecuada a los tiempos y adaptada a las necesidades y prioridades de las entidades y asociaciones del Tercer Sector.

- Y trasladarles la necesidad de una mayor implicación del gobierno con las trabajadoras del sector de ayuda a domicilio para resolver la situación que están viviendo ya que tienen derecho a unas condiciones de trabajo dignas, y hasta el momento eso no está siendo así. No se resuelven los problemas con tan solo citarlos en este debate.

Siguen sin aprobar en la gestión de los servicios sociales.

INFRAESTRUCTURAS:

El tercer elemento, presidente, además de la coyuntura económica y los servicios, que resulta fundamental para garantizar la calidad de vida y el desarrollo de un territorio, son las infraestructuras.

Y, aquí, en Asturias:

- la Autovía del Suroccidente, sigue acumulando retrasos.

- seguimos sin saber nada de la prolongación de la misma hacia Ponferrada a través de Tineo y Cangas del Narcea a pesar del compromiso adquirido por el señor Calvo en esta misma Cámara y ser una infraestructura vital para dinamizar nuestro Suroccidente.

- En lo que confiere al Peaje del Huerna, la solución ha llegado tarde, las bonificaciones son escasas, especialmente para los profesionales, y no han satisfecho a nadie.

- Y las fechas de la llegada del AVE cada día están más confusas; ayer evitó usted ponerle fecha. Y a esto hay que sumar la renuncia del Ministerio a conseguir fondos europeos para estudiar la mejora en un futuro del trazado entre Pola de Lena y Oviedo y Gijón.

Sin fondos no sirven de nada las reclamaciones.

Seguimos desde el inicio de la legislatura sin tener ninguna novedad sobre la Autopista del Mar, entre Nantes y Gijón, por muchas demandas vivas que usted dice que siguen siendo.

Y en lo que confiere exclusivamente a cuestiones de competencia autonómica, solo algunos ejemplos:

  • Han renunciado a ejecutar la AS-12, entre El Espín y el Alto del Acebo en el Alto Navia que cada día acumula más parches.
  • El Plan de Infraestructuras que anunciaron para el Suroccidente ya se ha visto que era mera propaganda.
  • En materia de Conservación de Carreteras, la red sigue estando ampliamente desatendida, acumulándose los incumplimientos del propio plan de carreteras del Principado que tiene una ejecución inferior al 50%.
  • Siguen ustedes sin elaborar una Ley de Puertos para Asturias, después de haber rechazado hace dos años la que proponíamos desde mi Grupo bajo el pretexto de que estaban ultimando la suya, - repito, dos años- y con un presupuesto raquítico para abordar las necesidades del litoral asturiano.

Una Ineficaz gestión de las infraestructuras por parte de su gobierno.

DEMOGRAFÍA:

Como consecuencia de las poquísimas oportunidades laborales que brinda Asturias; de la falta de pujanza de unos sectores productivos lastrados por las políticas socialistas que ustedes llevan desde hace décadas implementando en Asturias; de unos servicios públicos mal gestionados; o de unas infraestructuras estratégicas sin culminar, se ha agravado sobremanera, otro problema, que ya se preveía desde hace varios lustros.

Presidente, la cuestión demográfica, consecuencia de todo lo anterior, es sin duda el gran reto que afrontamos hoy los asturianos.

Los datos que tenemos encima de la mesa son demoledores. En 2020 y 21 Asturias perdió más de 7.000 habitantes cada año; este 2022 ya bajamos del millón de habitantes; y de aquí a quince años, nuestra Comunidad, podría perder hasta 100.000 habitantes más. Algo que resulta completamente inasumible.

Pero en este contexto, ante un problema que requiere de liderazgo para gestionarlo, usted ha tirado por la borda prácticamente una legislatura entera, porque toda su política en materia demográfica se resume en la creación de un Comisionado que ha sido incapaz de plantear ninguna propuesta firme de verdadera utilidad.

Hasta tal punto esto ha sido así que hemos tenido que ser los diferentes Grupos Parlamentarios los que diéramos forma al dictamen que recientemente se aprobó en esta Cámara.

Pero, por mucho que los Grupos pongamos, como hemos hecho, de nuestra parte, ya se lo he dicho en muchas ocasiones: si las propuestas no encuentran reflejo en los presupuestos del próximo año, de poco habrá servido el esfuerzo.

Tengo que decirle que ha sido una tremenda decepción que no hayan sido capaces de aprobar una Ley de Demografía que Asturias no puede seguir esperando y que ahora dice usted que llegará ‘a la trágala’ antes del final de la legislatura.

Y con respecto a las propuestas que usted hizo ayer destinadas a mantener la población en el medio rural, quiero aclararle lo siguiente:

  • Por un lado, el problema demográfico en Asturias afecta tanto al medio rural como a las zonas urbanas.
  • Por otro lado, la bajada de población hay que combatirla, principalmente, creando empleo. No le oímos ayer una sola medida destinada a este fin.
  • Finalmente, sobre las medidas que expuso ayer debemos conocer cuanto suponen con respecto al montante global del presupuesto, algo que ya le he dicho que estamos dispuestos a analizar y valorar como de eficaces pueden ser.

Porque para combatir el problema demográfico se necesitan políticas de verdadera conciliación, servicios públicos adecuados y suficientes, infraestructuras que verdaderamente vertebren el territorio, una burocracia razonable, eliminación de algunos impuestos en el medio rural o algo tan necesario como garantizar una cobertura tanto móvil como de banda ancha universal en toda Asturias.

Es evidente que su gobierno ha gestionado ineficazmente la demografía en nuestra región.

PRESIDENCIA:

No quisiera terminar esta primera intervención sin hacer mención a otros problemas, que siguen sin respuesta en el ámbito de la administración autonómica.

Le reitero, un año más, que urge elegir presidente del Consejo de Transparencia y Buen Gobierno y poner en marcha, de una vez por todas, este ente público junto con la Oficina de Buen Gobierno y Lucha contra la Corrupción.

Es necesario alcanzar un consenso, entre la Administración y los Cuerpos de Bomberos, para que Asturias cuente con una Ley de Coordinación que recoja sus principales reivindicaciones.

Continua pendiente la aprobación del Decreto de desarrollo de las Normas Marco para la Coordinación de las Policías Locales, con una demora que alcanza ya la friolera de 14 años.

Además, el Principado sigue sin contribuir a los costes de la financiación de las mismas en los diferentes Ayuntamientos. Unos gastos que, a diferencia de lo que sucede en la mayor parte de Comunidades, aquí los tienen que sufragar íntegramente los propios consistorios.

Una ineficaz gestión de la administración pública por parte de su gobierno.

Presidente, he procurado relatar la realidad de la situación en la que se encuentra Asturias siendo lo más objetiva posible.

Seguro que usted me tachará en su réplica, cuanto menos, de pesimista; le aseguro que no ha sido mi intención. Pero, es que es mi obligación poner de manifiesto que su gestión no ha sido la que necesita Asturias.

Pero no quiero finalizar esta primera intervención sin reconocerle que, en lo que llevamos de legislatura, ha sido capaz de llevar a cabo una actuación importante para los asturianos, en concreto, para los gijoneses: colocar la primera piedra de la ampliación del hospital de Cabueñes a la que se refirió usted ayer en varias ocasiones.

Me resulta sorprendente que una obra que se lleva anunciando por gobiernos socialistas 15 años y que lleva presupuestada 5 años, la ponga usted como ejemplo de su gestión y encima diga usted que la han contratado en tiempo récord.

Sin duda es la actuación que mejor pone en evidencia la ineficacia de su gestión.

En Asturias se pueden y se deben hacer las cosas mejor desde el Gobierno. Usted, hasta el momento, no ha acertado.

Por eso, permítame que, a pesar de ponernos a disposición para no perder los meses que nos quedan hasta las elecciones, dude de lo que vaya a conseguir en este tiempo que nos queda, ya que su gestión en estos años no le avalan en lo que queda de legislatura.