· Álvaro Queipo califica de “incomprensible” que la solicitud de zona gravemente afectada solicitada por Llanes aún no haya sido respondida. · El secretario general del PP asturiano pide a Barbón que reciba al alcalde llanisco. “Los desaires en política esconden muchas inseguridades y aportan poco a Asturias”, afirma.

El Partido Popular de Asturias y los concejales no adscritos del Ayuntamiento llanisco, reclaman al Gobierno de España que declare a la localidad de Llanes como zona gravemente afectada por una emergencia, estableciendo para ello las medidas económicas necesarias compensatorias para hacer frente a los daños materiales en infraestructuras públicas y propiedades y bienes personales que se registraron el pasado mes de junio.

El secretario general del Partido Popular de Asturias, Álvaro Queipo, ha visitado esta mañana el concejo de Llanes acompañado por los diputados populares por la circunscripción oriental, José Manuel Felgueres y Javier Brea. Allí han sido recibidos por los concejales llaniscos del Partido Popular, Lucio Carriles y Juan Carlos Armas, el coordinador del PP por el Oriente, Paulo García, y la edil no adscrita, Marián García.

A raíz de esas inundaciones el ayuntamiento llanisco solicitó al Gobierno de la Nación la declaración de zona gravemente afectada por una emergencia de protección civil y “casi tres meses después de que se produjese el terrible suceso con daños materiales importantísimos para muchas familias, ni Delegación de Gobierno ni el Consejo de Ministros han dado señal alguna que aporte algo de esperanza para los vecinos de Llanes” criticó Queipo, “una declaración necesaria y urgente para desbloquear casi medio millón de euros destinado a reparar lo que el agua destrozó en 14 puntos del concejo”.

En la misma línea se mostraron los concejales llaniscos para reclamar una repuesta inmediata a todos los vecinos y empresas afectadas por las fuertes lluvias. “Ni el Principado ni el Gobierno Central han dado respuesta al Ayuntamiento de Llanes. Seguimos a la espera de que se tome alguna iniciativa para poder ayudar a los propietarios de fincas, viviendas e instalaciones hoteleras, entre otras, que fueron afectadas gravemente por las fuertes lluvias caídas a mediados de junio”, señaló Lucio Carriles.

En total, se valora que fueron 150 litros de agua por metro cuadrado los que cayeron sobre el concejo en las últimas tormentas, un episodio que ocasionó graves desperfectos aún sin atender. En este sentido, Marian García considera “de suma importancia” que, “el Consejo de Ministros atienda la solicitud del Ayuntamiento de Llanes para que los vecinos afectados se vean respaldados por las ayudas económicas, ayudas prometidas por el Consejero Rafael Cofiño en su última visita a Purón”. La ex edil de Foro agradeció la iniciativa impulsada por el PP porque “es importante que desde el Principado alguien tome cartas en el asunto para responder a las necesidades de Llanes, un concejo del que los dirigentes autonómicos del PSOE no se acuerdan nunca”.

 

Reclaman que Barbón reciba al alcalde de Llanes

Para el Secretario General del PP, tampoco el Gobierno Autonómico ha dado muestra alguna de interés por aportar soluciones “quizás no sea lo suficientemente consciente de la magnitud del problema o no tenga la empatía mínima para volcarse con las gentes que fueron sorprendidas por las aguas en sus propios domicilios hace tres meses”.

En este punto, Queipo calificó de “incomprensible” que sea la tercera vez en esta legislatura que Barbón recibe una solicitud del alcalde llanisco para ser recibido por el presidente del Principado sin que hasta ahora haya sido atendida alguna de ellas y lanzó un mensaje claro a la FSA: “el PSOE aún no ha asumido que no gobierna en Llanes y no ha aceptado aun lo que los llaniscos, a través de las urnas, nos han pedido a los partidos, dejar tacticismos y colores a un lado y pelear por Llanes y Asturias de la mano. Lamentablemente el presidente del Principado opta por no recibir al alcalde del segundo concejo más poblado del oriente asturiano. Los desaires en política esconden muchas inseguridades y aportan poco a Asturias”.