El diputado regional del Partido Popular Carlos Suárez, portavoz de Sanidad, denunció hoy la preocupante situación de “caos e incertidumbre” que se sufre en los servicios de urgencia extrahospitalarios de Asturias, que actualmente son atendidos hasta por cuatro grupos de profesionales “distintos y descoordinados entre sí”.

Carlos Suárez acusó al Gobierno regional socialista de “discriminar laboral y salarialmente” a estos profesionales de Atención Primaria, que “no han visto reconocidos su trabajo y esfuerzo”.

El diputado popular señaló que, por un lado, se encuentran los antiguos profesionales del servicio normal de urgencias que desapareció con los antiguos ambulatorios, que ahora forman parte del Servicio de Urgencias de Atención Primaria (SUAP) y que complementan a los médicos titulares de los centros de salud en sus guardias.

Por otro lado, está el personal del SAMU, más conocido como UVI móviles, “y que para complicar aún más la situación está diferenciado de lo que es el servicio de atención continuada, y que son los profesionales que se encuentran en una situación más comprometida”.

“Sus derechos ya han sido reconocidos por todos, incluido el propio Gobierno regional, pero no han se han visto traducidos en hechos y siguen discriminados tras múltiples promesas incumplidas”, destacó el portavoz de Sanidad.

Carlos Suárez anunció que en la reunión que la Comisión de Sanidad de la Junta General celebrará el próximo lunes exigirá al gerente del Servicio de Salud del Principado (SESPA) que “dé cumplidas explicaciones del por qué de este retraso y ninguneo a estos profesionales, que solo han demostrado a cambio esfuerzo y trabajo en la atención primaria en Asturias, como por ejemplo en la pasada epidemia de gripe”.