La región pierde el tiempo y oportunidades con un Gobierno que languidece